Mánchester frente al mar

El peso de la vida

Que no se confunda el espectador, el film de Kenneth Lonergan se desarrolla en el pueblo de Manchester-by-the-Sea, no en su hermana británica, que, por cierto, no tiene salida al mar. Una vez aclarada esta jocosa confusión, vamos allá con la sinopsis.

Mánchester frente al mar cuenta la historia de Lee Chandler, que debe regresar a su pequeño pueblo natal al enterarse de que su hermano Joe ha muerto, dejando huérfano a Patrick, un adolescente de dieciséis años. La trama nos muestra los días que transcurren tras la llegada de Lee y cómo afronta este nuevo episodio de su vida.

El protagonista, interpretado por un inspirado Cassey Affleck, es un hombre roto y solitario. Al principio no sabemos nada de él, pero poco a poco se va desvelando su pasado mediante el avance de la historia y el uso de una serie de flashbacks que descubren los motivos de su dolor. El conflicto interno por la muerte de su hermano y la incertidumbre sobre la custodia de su sobrino le llevan a revivir momentos dramáticos de su vida.

La narración se desarrolla con bastante soltura, al hacer uso de un agradable ritmo pausado, que no contemplativo, y contar la historia a dos niveles sin mermar la narración cayendo en el estancamiento, como podría esperarse de una obra que usa el flashback de manera reiterada.

Pese al carácter contenido de los personajes, durante el clímax se logran altas cotas de carga emocional. Lonergan hace un gran trabajo retratando la soledad, la culpa y la incertidumbre. Sin menospreciar al melodrama, que en ocasiones nos ofrece propuestas muy jugosas, Mánchester frente al mar es una propuesta realista que brinda al espectador una visión sobria de la vida sin efectismos de ningún tipo.

La película tiene varias virtudes, pero la que destaca por encima de todas es el aspecto narrativo. La historia del torturado Lee se va desarrollando en torno a los personajes del pueblo y al carácter del protagonista. La ejemplar actuación de Affleck y Michelle Williams y la magnífica labor de dirección hacen que la cinta brille con luz propia.

Mánchester frente al mar está nominada a seis Óscar, incluyendo mejor película, director y actor protagonista. No quisiera pecar de especulador, pero le auguro buena suerte en la gala de este domingo, sobre todo a Affleck. Enhorabuena.

¿Te ha gustado? ¡Comparte!
Share on FacebookTweet about this on Twitter